Axalta is not resposible for content you are about to view

Show Searchbox Show Navigation
Interstandox Logo

Restauración de vehículos clásicos: una auténtica joya en un naranja resplandeciente

 

El taller de pintura suizo René Sahli ha acogido, hasta hace muy poco tiempo, un Porsche Targa de 1969, de color naranja brillante. Este automóvil clásico llegó al taller para repararle un pequeño daño por óxido, pero finalmente se tuvo que restaurar completamente. Para este difícil trabajo de repintado, Sahli confió en la experiencia y los productos de Standox, un proveedor de pinturas para automoción con sede en Wuppertal (Alemania).

René Sahli vive con pasión su trabajo de pintor de automóviles. “Siempre he disfrutado arreglando automóviles clásicos” explica. Desde 2010 dirige este taller que cuenta con 42 años de existencia. Su padre lo fundó en 1976 en Aesch, en el cantón suizo de Zúrich. El taller de pintura de automóviles René Sahli tiene cuatro empleados y goza de una excelente reputación entre los propietarios de automóviles de época. 

Un caso para los especialistas de automóviles clásicos

El Porsche 911 E Targa de 1969 llegó a Aesch a través de una recomendación a sus propietarios. “Habían observado una zona con óxido en la carrocería del vehículo y querían que se lo reparásemos” recuerda Sahli. El óxido es normal en vehículos tan antiguos, ya que en aquellos años el sellado de cavidades o el galvanizado todavía no se conocían mucho. Tras examinar el vehículo, resultó obvio que el Targa requería una renovación total, incluyendo un repintado completo.

Porsche Targa, 1969

En comparación con otros modelos posteriores, el Targa de 1969 tenía muchas piezas cromadas.

Porsche Targa, 1969

Al final, el equipo aplicó un pulimento de cera y dio por terminado el trabajo.

Porsche Targa, 1969

La tonalidad ‘Signal orange’ de Porsche no estuvo disponible hasta principios de los años 70.

Sahli mezcló el color con pinturas 2K de Standox y lo utilizó para pintar todas las piezas del vehículo.

Sahli mezcló el color con pinturas 2K de Standox y lo utilizó para pintar todas las piezas del vehículo.

El óxido requiere una solución radical

Debido a la magnitud del óxido, Sahli optó por una solución radical para eliminar la pintura antigua del Porsche. Para restaurarlo, sacó los parachoques, guardabarros, el capó y la tapa del maletero, y los envió a una empresa especializada en Stuttgart. Allí, cada una de estas piezas se decapó por separado, por inmersión, y se eliminó el óxido mediante un baño ácido. Luego, cada pieza se imprimó utilizando un proceso catódico.

Buscar experiencia en colorimetría

Originariamente, el Targa se había pintado en el color ‘Signal orange’. Esta tonalidad naranja de Porsche no estuvo disponible hasta principios de los años 70. Sahli utilizó el espectrofotómetro Genius iQ de Standox para identificar el color, y quedó impresionado con sus modernas prestaciones, como la posibilidad de conectarse mediante WLAN. Para reproducir la tonalidad de color correcta, consultó a los técnicos expertos en aplicación de André Koch AG, el distribuidor de Standox que tiene su sede en Urdorf, cantón de Zúrich (Suiza). Para solicitudes poco habituales, también se puede recurrir a la amplia experiencia en colorimetría que Standox ha ido adquiriendo a lo largo de muchos años de estrecha relación con los principales fabricantes de automóviles.

  • René Sahli y su equipo hicieron todo el trabajo ellos mismos, incluso el laborioso montaje final.

  • Atractivo incluso al atardecer: el Targa 911 E totalmente restaurado.

  • A la hora de restaurar la pintura, Sahli pudo consultar las muestras de color originales de Porsche de los años 70, y utilizó también un espectrofotómetro digital.

  • Una prueba de conducción en verano con el Porsche por los alrededores de Zurich.

  • El proyecto duró cerca de un año desde la revisión inicial hasta que se terminó de restaurar.

Porsche Targa, 1969

René Sahli y su equipo hicieron todo el trabajo ellos mismos, incluso el laborioso montaje final.

Porsche Targa, 1969

Atractivo incluso al atardecer: el Targa 911 E totalmente restaurado.

Porsche Targa, 1969

A la hora de restaurar la pintura, Sahli pudo consultar las muestras de color originales de Porsche de los años 70, y utilizó también un espectrofotómetro digital.

Porsche Targa, 1969

Una prueba de conducción en verano con el Porsche por los alrededores de Zurich.

Porsche Targa, 1969

El proyecto duró cerca de un año desde la revisión inicial hasta que se terminó de restaurar.

Un Montaje final complejo

Sahli utilizó pinturas 2K de Standox para reproducir el color ‘Signal orange’ de Porsche y pintar todas las piezas del vehículo. Tras la restauración, la carrocería del Porsche ha recuperado su esplendor original. El proycto se completó después del montaje y el acabado final con pulimento de cera. Nos llevó casi un año desde la revisión inicial. “El cliente estuvo encantado con el resultado”, cuenta Sahli. “Pero al final, tuvimos que darnos prisa. Después de todo, quería conducir su Targa en verano”.

Standox posee una larga y excelente reputación en el ámbito de la restauración de automóviles clásicos. La marca premium con sede en Wuppertal también ha publicado un monográfico, dentro de la serie Standothek, dedicado exclusivamente a ‘Automóviles clásicos y de prestigio’ (se puede descargar de internet en la página www.standox.es/standothek). 


Más artículos


¡No se pierda los nuevos artículos!